Pages

viernes, 24 de agosto de 2012

En casa del Tero Guzman


A nuestra llegada a Salta, en El Álamo, nos habían hablado de esta zona, en la que había un pueblecito donde podríamos ver a las hilanderas indígenas utilizando técnicas de hace más de 500 años. Pregunté a Dardo por ello y le comenté mi interés por tomar algunas fotografías. Tras darme las indicaciones pertinentes de como llegar, me dijo que buscara al “Tero Guzmán”, el patriarca de una familia de hilanderos, y le dijera que iba de su parte (me entrego una tarjeta de visita para presentar).


Me presento ante el “Tero Guzmán” y le entrego la tarjeta de Dardo. Tienen una casa en la orilla de la pista, amplia y con bastante movimiento de gente. Me presento como fotógrafo interesado en hacer un pequeño reportaje sobre el trabajo de las hilanderas y me ofrece toda su colaboración. Se le ve un buen hombre, curtido en mil batallas, y muy trabajador. Una de las chicas de la familia está trabajando en ese momento en uno de los telares a cielo abierto y realizo algunas tomas. Más tarde, Tero también posará, mientras charlamos y nos enseña algunas revistas americanas que publican algunos reportajes sobre él. Si pones su nombre en Google, aparecen los internacionalmente prestigiosos ponchos salteños de “El Tero Guzmán”, nos dice.


Cuenta Alfonso, “El Tero Guzmán” que la técnica con la que trabajan es la misma que usaban hace 500 años los pobladores de estas tierras, herencia de las diferentes culturas a lo largo de los años, Puna, Calchaquíe y otras. Nos presenta a Vitalia Herrera, su esposa, que saluda brevemente y regresa a sus tareas en la organización de la casa, son más de veinte de familia y seguro que no le falta trabajo. Tras pasar un buen rato en su casa, nos despedimos deseándole mucha salud y suerte en la vida, a lo que nos contesta... “a la suerte se llega con trabajo, con mucho trabajo y... lo de la salud, eso está en manos de Dios”. “Adiós Tero, hasta la próxima”.


La Casona de Moldes




martes, 7 de agosto de 2012

Los niños que pedían platita para el cole



Antes de llegar a El Moreno hemos hecho una parada en un lugar indeterminado de la ruta. Unas edificaciones de adobe a la derecha con una pequeña iglesia y dos niños que se acercan corriendo... “¿nos da platita para el cole?”. Se les ve muy humildes y me imagino su vida bastante dura por estas latitudes, aunque no pierden su simpatía y han posado amablemente para mí antes de despedirnos y seguir nuestro camino.

A lo largo de este viaje pude descubrir la dureza de la vida en algunas zonas del territorio argentino, pero el encanto particular de los niños y su honestidad no entiende de economía.


Si es cierto que el color da un toque especial a la vida, pero no se refleja por igual depende en que parte del planeta nos encontremos.


martes, 17 de julio de 2012

Charlie Weekend. El Gaucho de Bariloche.



Bajamos por una larga recta, que es absorbida por una enorme extensión de masa blanca bajo el horizonte, son las Salinas Grandes. Nos paramos para inmortalizar la escena y coincidimos con Mauricio, un viajero italiano que se mueve en solitario por la zona. Charlamos un rato y compartimos alguna foto, dándole algunos consejos para lograr una buena toma. Ya más abajo, en el cruce hacia San Antonio de los Cobres, conocemos a Juan Carlos Liquin, Charlie Weekend para los amigos. Tiene 75 años y es un gaucho de Bariloche, aunque sus orígenes están en un pueblito, no muy lejano de aquí, en las faldas del Nevado Chaní ( 5.980 m. a.s.n.m.). Debemos desviarnos un poco, pero acordamos llevarle a El Moreno, donde se dirige para asistir al entierro de su hermana de 82 años que ha fallecido.


La compañía de Charlie es muy interesante, nos cuenta un montón de cosas sobre su vida y su familia (le gusta comunicarse). También nos relata algún episodio de su infancia a las faldas del Nevado Chaní, al que venían escaladores de todas partes del mundo, se agacha y coge un arbusto, lo huele entre sus manos ... es una buena planta para hacer mate.

Estamos en ruta, pista ancha de ripio y buena compañía. Nos hemos desviado para dirigirnos a El Moreno, pequeño pueblecito en las montañas donde dejaremos a Charlie. El paisaje es desértico, prácticamente sin vegetación y la pista siempre hacia arriba. Hemos llegado, es un pueblito muy pequeño, en el que no creo que vivan más de seis u ocho familias. Con un gesto, Charlie nos dirige hacia una de las casas de adobe. En la puerta un hombre adulto y unos niños nos miran con sorpresa mientras nos acercamos ... Charlie desciende del coche para parlamentar. Oteo el horizonte desde el coche, el paisaje es montañoso, predominan los tonos ocre y no hay ni rastro de verde. Imponente, al fondo y predominando sobre la escena, la cumbre nevada del Chaní.



Atravesando pistas de tierra casi intratables, ríos y desniveles varios, vamos ganando terreno a la montana. Escudriñando el horizonte intento localizar algún vestigio de vida entre las montanas pero no distingo nada, mas allá de piedra, tierra y montana, ni siquiera hay un guanaco. Más de media hora tardamos en alcanzar San Jose de Chani, su pueblo. Son tres casas de adobe muy humildes. No se oye ni un alma... le miramos ... ".que hacemos?" Charlie gira su vista hacia más arriba ... 

Si, volvemos a ganar terreno a la montana, ya hace rato que pasamos los 3.000 m. y subiendo. Nos encontramos bien y animados, aunque empiezo a sentir curiosidad por saber donde íbamos a terminar. En nuestra última parada, Charlie nos hablo de un lugar... un poco más arriba... donde encontraremos a su familia. 

Debemos estar cerca de los 4.000 m. cuando llegamos a una ... dos casas perdidas en medio de la nada. No se ve ni un alma pero Charlie desciende del coche y se introduce con seguridad en una de las casas con la puerta abierta. Le seguimos y en su interior encontramos una veintena de personas, en su mayoría hombres, y el cuerpo de la hermana de Charlie postrado sobre un murete de piedra. Están rezando oraciones en alto, una especie de letanías, mientras nuestro compañero de viaje se acerca al cuerpo sin vida de su hermana. La mirada amable de Charlie se torna triste y compungida, mientras acaricia con suavidad el brazo de la fallecida. Aunque acabo de conocerle, me apena su trance y lo siento. Por unos momentos tengo la sensación de que esto, más que un funeral, parece una despedida entre luchadores.


domingo, 8 de julio de 2012

Otros encuentros fugaces




Tenemos un día soleado y buena temperatura en la capital (es verano en Argentina del 21/12 al 21/03), lo que aprovecha mucha gente para salir a pasear, tomar el sol y pescar. Por la zona se ve gente humilde y de clase “trabajadora”. Delfino es un buen hombre que conocemos en el paseo, es de Misiones (provincia Argentina) y tiene a remojo unos peces atados a una cuerda. Nos cuenta “la vida en la capital es difícil, hay mucho paro, muchas necesidades, y muchas familias viven con lo básico, por lo que el pescado es una buena opción para complementar los menús semanales”.

También nos habla de su hijo, que emigro a USA y estuvo 12 años trabajando allí, “fue expulsado del país por la nueva política de Obama” y tuvo que regresar. "Pude haber ido a Europa", nos dice muy relajado y distendido, "me invito una ex mujer que había cobrado una gran herencia, aunque finalmente decidí quedarme en mi tierra", dice... "soy feliz aquí con mi huerto y mi estilo de vida" (se le ve un hombre honesto y sencillo).

Por último, antes de despedirnos y desearnos suerte, nos hablo muy bien de la Presidenta del país Cristina Fernández de Kirchner y de su difunto marido Néstor Kirchner, haciendo referencia a que la Presidenta está sometida a muchas presiones internas debido a la corrupción que la rodea por todos lados.


Iniciamos nuestro primer vuelo interno por el país con buenas sensaciones e ilusión por lo que nos espera. Volamos en un Boeing 737-500 de Aerolíneas, bastante más pequeño que el otro y compartimos asiento con Luis Eduardo Castro, que en una agradable charla, nos relata que se había dedicado a la política habiendo llegado a ser alcalde. En la actualidad trabajaba en temas sindicales y tiene varios frentes abiertos.

Nos cuenta que su hermano es Ministro del gobierno de Chubut y también nos habla de su hija, cuadripléjica, y de los momentos fantásticos y críticos que la enfermedad había deparado para su familia.

Su status debe ser bueno, pues en su casa tienen jardín y piscina (aunque acabábamos de llegar, intuimos que son pocas las personas del país que gozan de estos "privilegios".

No nos habla demasiado bien de la presidenta del país (recordaba sin decir nada a Delfino). Está de vacaciones y se dirige a Cholila, para visitar a su hermano y participar en la Fiesta del Asado. Es una fiesta muy popular que se vive con intensidad durante tres largos días. Se hacen numerosas hogueras, donde se pueden llegar a asar más de quinientos corderos para el fin de semana, a la par que realizan festivales, bailes populares y otras actividades típicas de la zona como jineteadas, carreras de caballos y concursos de hacheros. Parece que la fiesta y el buen ambiente están garantizados para todo visitante.


Bajamos por una larga recta, que es absorbida por una enorme extensión de masa blanca bajo el horizonte, son las Salinas Grandes. Nos paramos para inmortalizar la escena y coincidimos con Mauricio, un viajero italiano que se mueve en solitario por la zona. Charlamos un rato y compartimos alguna foto, dándole algunos consejos para lograr una buena toma.


jueves, 28 de junio de 2012

Parque Nacional Tierra del Fuego


Por la mañana Luis está fuera de juego y decido pasar el día en el P.N. Tierra de Fuego (La Pataia). Visito la castorera y el lago Roca, donde conejos y aves rapaces pululan por la zona buscando restos de comida en los espacios libres de acampada.


Vídeo de Luis Hualde

Castor en el Parque Nacional Tierra del Fuego. Hay una tranquilidad apetecible, son las siete de la tarde y podemos disfrutar de unos instantes únicos contemplando el trajín del castor en sus dominios.





Otro lugar interesante es Bahía Ensenada, con unas bonitas vistas y un pequeño muelle, donde hay un chiringuito en el que puedes poner el visado del Fin del Mundo en el pasaporte (10 $ argentinos).





lunes, 25 de junio de 2012

El Salar del Hombre Muerto


Piscinas en el salar

Quiero detenerme por un momento en el Salar del Hombre Muerto (provincia de Catamarca y Departamento de Antofagasta de la Sierra, a 700 km. de la capital. Coordenadas 25º28.45’74’’ S 67º05’34.60’’ W. "Estamos a 4.000 m. a.s.n.m. y circulamos por una pista de ripio dejando atrás, a lo lejos, un lago con un color impresionante en su superficie, cuando le digo a Luis, "para, para". Descendemos del coche y admiramos un paisaje en el que la vista se va inevitablemente a las distintas tonalidades de verde que tiene el lago".

Mina Salar del Hombre Muerto

Familia de guanacos en las orillas del salar

Decidimos acercarnos y disfrutar más de cerca del espectáculo. Ha merecido la pena, esto es precioso y Luis está impresionado (este será uno de sus sitios especiales durante el viaje). Hay unas enormes piscinas, con un colorido enriquecedor, que utilizan de alguna manera para uso industrial.




En el subsuelo, el agua subterránea es una salmuera saturada de cloruro de sodio, portadora de litio y potasio entre otros minerales, que comercializan para distintos sectores empresariales, exportando fuera del país toda la producción. En el mundo, hay tres regiones donde existen yacimientos similares, siendo este por sus características el más importante del planeta.








jueves, 21 de junio de 2012

Un macho solitario en la ladera



Los guanacos se caracterizan por ser los animales de mayor tamaño de la Patagonia (exceptuando los mamíferos marinos). Los guanacos pueden correr a unos 50 km/h., siendo la velocidad un factor importante para su supervivencia, debido a que en los lugares abiertos donde habitan no hay donde esconderse fácilmente. Su principal depredador es el puma.


jueves, 14 de junio de 2012

En el P.N. Torres del Paine


Llegamos a la portería Serrano a través del camino Y-290, donde conocemos a Gustavo (administrativo) y a Heriberto (guarda forestal). Congeniamos bien con nuestros nuevos amigos, que nos preguntan"¿donde vais a dormir?".... "tenemos una zona de acampada de emergencias" nos dice Gustavo, "si os pilla por aquí..."

Ángel, Gustavo, Luis y Heriberto

Llegamos sobre las 18,00 h. y siguiendo las instrucciones de Gustavo, nos dirigimos a la parte trasera de la cabaña donde hay una pequeña explanada protegida por dos vallas de madera. Estamos montando las carpas cuando el relincho de un guanaco macho solitario llama mi atención...

Heriberto localizando al puma y una charla agradable con un nuevo amigo

Levanto la mirada y lo veo moverse por detrás de una valla... "mira, es un puma". Pasea tranquilamente como a unos 80 metros de nuestra posición. Miramos a Gustavo y el está tranquilo, por lo que nosotros nos recreamos viendo el movimiento de los omoplatos del bicho mientras camina, parece una leona, es impresionante.

Los territorios del puma


Aunque estábamos montando las tiendas para pasar la noche, la presencia cercana del animal salvaje genera un ofrecimiento muy apetecible por parte de nuestros amigos, "¿queréis dormir en la cabaña?. Que creéis que dijimos....

La cabaña. Tras nuestro encuentro, todo un alojamiento 5*


sábado, 12 de mayo de 2012

En Iguazú


Vídeo de Luis Hualde

En esta ocasión nos transportamos a Iguazú, uno de los sitios maravillosos de este planeta.


Vídeo de Luis Hualde

Las cataratas del Iguazú se encuentran en el Parque Nacional de Iguazú, en la provincia de Misiones (Argentina). También tienen su vertiente barsileña y se encuentran muy próximas a la frontera de Paraguay.

Están formadas por 275 saltos de hasta 80 metros y tienen un sistema de pasarelas para que los visitantes puedan disfrutar del paisaje desde distintas perspectivas.

Personalmente me pareció un paraje extraordinario, auqnue demasiado "turistizado", me recordaba un poco "a una especie de parque de atracciones". Allá por el 1542,  Alvar Núñez Cabeza de Vaca, realizando una travesía hacia Asunción (Paraguay), las descubrió, sin pasarelas, sin gente, una gozada para los sentidos.


martes, 8 de mayo de 2012

Jorge y su grupo


Charlie Weekend, Luis, Jorge, Rebeca, Noelia, José, Nadia y Ángel

Conocemos a un compañero de hospedería, se llama Jorge y es de Tuy (Pontevedra). Está de vacaciones y forma parte de un curioso grupo viajero formado por su hija Rebeca, Noelia , Nadia y Jose, con los que compartimos algunos momentos de nuestro viaje. Y digo curioso porque, según me detalla Rebeca, es casi un viaje iniciático. A Nadia hace más de 12 años que no la ve, es una "amiga" de la infancia y me cuenta que le pegaba (cosas de niñas). El viaje ha sido un súper reencuentro para iniciar una amistad sin malos tratos, dice sonriendo. Además viajan en una furgoneta de dos plazas + la zona de carga, donde sobre un colchón de gomaespuma, harán todo el recorrido entre maleta y maleta, al menos tres de sus miembros.

Las chicas se dirigen a la puerta estelar...

En el mercadillo volvemos a encontrarnos y Jorge está repostando hoja de coca. Hablamos con el vendedor y nos enteramos de que para que surta mejor efecto, hay que mezclarlo con "chista". Tengo el complemento en la mano, es oscuro y no huele a nada (parece un trozo de hachís). En la demostración posterior a la venta, el paisano cogió un trozo pequeñito de chista y lo envolvió en hojas de coca (retirando previamente los trozos de ramita de las hojas), para seguidamente introducírselo en uno de los carrillos, donde lo masticará un poco para sacarle su jugo. Esta masa verde-amarillenta que se forma, la irá moviendo entre sus encías, hasta que finalmente la escupa, después de un buen rato.


jueves, 26 de abril de 2012

Entrevista en la revista Experpento


Después de una cuantas conversaciones y el envío de algunos archivos, el número 061 de la revista Experpento, correspondiente a abril y mayo de 2012, ya está en la calle. En su interior, además de otras cosas interesantes, podréis ver una entrevista al autor de este blog. Pero para que no tengáis que molestaros en andar buscando...




He quedado con Reyes en Las Rozas, en su cuartel general, y le he llevado un ejemplar de mi libro, es lo menos que podía hacer, ha sido muy amable y me ha ayudado en la dura promoción de un auto editor, uno no sale en una revista de esta categoría todos los días.... Nos hemos tomado un café y hemos charlado un rato de lo humano y de lo divino. Gracias, Reyes.

lunes, 16 de abril de 2012

Samuel, en El Calafate


A las 08,00 A.M. pasamos por el Hostel a recoger a Samuel, que nos lleva al Restaurante Los Amigos, donde podemos degustar una Grillada de pescado y marisco. En el postre tengo la sensación de haber descubierto un sabor nuevo. Aconsejado por Samuel me decido a probar el helado de Calafate (es un fruto de la tierra, muy parecido a las endrinas en España), está muy bueno, es dulce y deja una sensación agradable al pasar por mi paladar.

Durante la cena charlamos y nos narra experiencias en su Hostel con gente viajera y de su recorrido vital, parece que ha tenido una vida interesante. “Cuando era joven, trabajé una temporada en la zona del Lago del Desierto, haciendo algunas edificaciones. Las nevadas eran grandes en aquella época y tuvimos varios encuentros con el puma. La vida entonces era más dura, eran otros tiempos”.

También nos cuenta la experiencia de un familiar, que recién llegado a Buenos Aires, tomo un taxi en el aeropuerto y el taxista le llevo a una zona apartada para desvalijarle. Se llevo un buen susto, aunque tuvo suerte y salió ileso.

Nos parece especialmente curiosa la historia de los israelitas que nos relata Samuel, resulta que en su país, cuando terminan el servicio militar, el gobierno les da 20.000 $ (americanos) y un ano sabático para que viajen por el mundo, eligiendo especialmente América del Sur. Mas "curioso", por decirlo de alguna manera, nos resulta que, al que regresa habiendo gastado menos dinero, le recompensan doblándole la cantidad. Una "costumbre" de la que conocemos el que, pero no el por qué. Tal vez tiene algún significado en sus trayectorias de vida, alcanzar la madurez, quien sabe. Tal vez algún día conozcamos alguien que nos lo cuente. Hasta siempre, Samuel. Suerte en el camino y tal vez nos encontremos por ahí.

Con el amigo Samuel, del Hostel Las Carretas, en El Calafate

jueves, 12 de abril de 2012

Presentación El Pico del Ángel



Presentación del libro El Pico del Ángel y del vídeo de la ONG Policía Solidaria. Tras el acto de presentación, los asistentes pudieron visitar la Exposición de fotografía "Lugares y Momentos", todo ello en el Centro Cultural Carril del Conde del Ayuntamiento de Madrid.


lunes, 2 de abril de 2012

El Pico del Ángel en la SER


Esta mañana he estado en el estudio de la Cadena Ser de Madrid. Paloma Delgado, la presentadora de Hoy por hoy Madrid, ha tenido a bien invitarme a su programa para poder hablar un poco de mi trayectoria y del libro. Gracias, Paloma, ha sido una buena entrevista......





lunes, 12 de marzo de 2012

En el corazón de Salta



Atravesando pistas de tierra casi intratables, ríos y desniveles varios, vamos ganando terreno a la montaña. Hemos pasado El Moreno y seguimos ascendiendo por las inmediaciones del nevado Chaní, cuando nos encontramos en la ruta con una pastora que pasaba por allí.



Hemos hecho una pequeña parada aprovechando el encuentro, para charlar un poco con ella y tomar algunas fotografías. En el retrato se puede apreciar la simpatía de la pastora y la cara de "extrañeza" de los niños.





Por cualquier rincón del planeta te puedes encontrar buena gente.


El Antigal - Toro / Nieva - Instrumental Quena




El Pico del Ángel en La Casa de la Palabra (Radio Euskadi)


Para volver a escuchar la entrevista, pincha sobre este enlace

El Pico del Ángel en La Casa de la Palabra


El pasado 5 de marzo, el periodista Roge Blasco, de Radio Euskadi, me ha entrevistado en su programa "La Casa de la Palabra" para presentar el libro El Pico del Ángel. Quiero deciros que durante las conversaciones previas a la realización del programa, Roge me ha parecido un tipo genial y un buen profesional, desde aquí mi gratitud para él y para su emisora, buen trabajo.


Gracias, Roge. Hiciste que me encontrara muy a gusto en tu programa



domingo, 11 de marzo de 2012

Desde los Andes...


Video de Luis Hualde

El vídeo no es profesional, pero cada vez que lo veo, y lo escucho, me transporta por unos momentos....



Vídeo de Luis Hualde

En el corazón de la provincia de Salta, a 2.150 m. a.s.n.m., se encuentra un pueblito encantador, Termas de Villa Vil. Allí conocimos a este grupo de artistas, con los que compartimos un rato agradable.


miércoles, 18 de enero de 2012

Mi amigo y compañero de viaje, Luis Hualde


Luis Hualde, un vaquero en Patagonia
Quiero presentaros a Luis Hualde, mi compañero de viaje desconocido y hoy buen amigo. Es un tipo sanote y le encanta el "baile de salón", lo digo para las chicas de Iruña (es un buen partido).

Iniciar un viaje de 32 días a los confines del planeta y elegir un compañero de viaje al cual no conocía (apenas unas conversaciones de teléfono y algún mail) resulto ser un acierto. Podía haber salido mal, pero fue genial, Luis resulto ser una gran persona y un excelente compañero de viaje.

Llegamos a Buenos Aires

Tras nuestro viaje, nos hemos juntado en varias ocasiones y siempre ha ido bien. Tengo pendiente hacerle una visita a su pueblo, Salvatierra, donde me apetece de conocer y visitar a sus abejas, es apicultor y ha tenido la amabilidad de mandarme unos botes de miel, exquisita, y algo de Própolis, para afrontar con garantías el próximo invierno.

Luis I de Salvatierra, El Conquistador, en El Calafate

domingo, 1 de enero de 2012

En la región de Salta...



Allá en Los Andes, donde no llega casi nadie, me encontré en su cima y El Pico del Ángel me permitió observar la magnitud de la obra, en silencio..., fue emocionante y supuso el principio de una nueva etapa. Recuerdo, en la distancia, sentir esa parte que todos tenemos dentro, enfrentándome cara a cara con mi realidad, con mis sueños y fantasías...